Laboratorio de Gobierno y Servicio Civil invitaron a participar en este encuentro que buscó reunir a las tres generaciones de adjudicados del concurso de la Gestión de la Innovación en el sector público, GIP, además de presentar una colaboración entre el comité de innovación pública y la OECD.

Alrededor de 200 funcionarios públicos y representantes de entidades expertas en innovación asistieron al Primer Encuentro de Innovadores Públicos organizado por el Laboratorio de Gobierno y el Servicio Civil, que se realizó el viernes 20 de noviembre en el Edificio del Sindicato del Banco Estado. La oportunidad fue una instancia para reconocer a las instituciones y servidores del Estado que comenzarán un nuevo desafío luego de haberse adjudicado el concurso de la Gestión de la Innovación en en sector público, GIP. 

Rodrigo Egaña, director nacional del Servicio Civil, destacó el constante proceso innnovativo que han tenido las distintas administraciones de gobierno, haciendo un repaso desde los comienzos de Corfo, pasando por el Servicio Nacional de Salud y el Servicio de Impuestos Internos, hasta invenciones más recientes como ChileCompra, haciendo una invitación a los funcionarios a continuar este legado, con el objetivo de fortalecer no sólo esta red de innovadores, sino que al Estado chileno y los servicios que proveen. 

“Este Gobierno ha puesto a la innovación en el centro de sus preocupaciones, con el fin de prestar un mejor servicio a los ciudadanos. Este proceso debe ser abierto, para que incluya a la mayor cantidad de funcionarios. La innovación es el corazón del desarrollo de las sociedades”, señaló Egaña. 

Los diez servicios que se adjudicaron el GIP de este año asistieron a la premiación, donde se buscó no sólo reconocerlos, sino que crear una nueva conciencia sobre qué significa la innovación dentro del sector público, su relevancia internacional y cómo continuar fortaleciendo el movimiento por la innovación, en la búsqueda de más herramientas que nos permitan mejorar el trabajo de los servidores del Estado y el servicio que prestan al país. 

“Nosotros como Laboratorio de Gobierno tenemos un mandato, que es ser una plataforma para que los funcionarios públicos podamos desarrollar innovaciones que mejoren la calidad de vida de los ciudadanos y visibilizar los talentos que existen dentro del Estado para ponerlos al servicio de los todos los chilenos. Lo más importante de los procesos de la innovación pública es que tienen a las personas en el centro de sus preocupaciones”, remarcó Juan Felipe López, director ejecutivo del Laboratorio de Gobierno. 


Dentro de los asistentes, se contó con la presencia del Ministro de Cultura, Ernesto Ottone, servicio que este año se adjudicó el GIP con el proyecto de Gestión de Innovación Pública del CNCA. “La importancia del Laboratorio de Gobierno tiene que ver con cómo somos capaces, como servicios públicos, de innovar pero también de modernizarnos y poder contribuir a la sociedad a partir de un servicios que sea eficaces y oportunos. Obviamente estos reconocimientos son un impulso para las instituciones. Estamos traspasando buenas prácticas, pero también creando una cultura innovadora que debe ser estatal, para que permanezca en el tiempo”, indicó al finalizar la premiación. 

En la oportunidad, Marco Daglio, jefe de proyectos del Observatorio de Innovación en el Sector Público (OPSI) de la OECD, presentó la colaboración entre el organismo internacional y el Laboratorio de Gobierno en un estudio de Línea Base realizado durante la semana pasada y que se entrevistó con más de 90 funcionarios, académicos y expertos externos de diversas entidades públicas, con el fin de conducir una investigación que busca conocer las capacidades para innovar y la preparación institucional, enfocándose en las competencias para construir habilidades innovadoras dentro del sector público chileno. 

“Esta ha sido una oportunidad única para explorar y conocer el pensamiento de nuestros servidores hacia la innovación, cuáles son sus motivaciones, que tienen en común y cuáles son las barreras y también para visibilizar muchas innovaciones que aún no conocemos, potenciando esta noción del Estado chileno como un Estado innovador”, destacó Giancarlo Durán, subdirector de Capacidades para la Innovación del Laboratorio de Gobierno.